Osech.001

Emotiva ceremonia de Certificación de pastores/as y laicos/as

El Programa de Extensión finalizó su primera versión del Diploma Bíblico Pastoral. 
El pasado sábado 23 de julio, en nuestra Casa Central en Santiago, tuvo lugar una masiva ceremonia de certificación del Diploma Bíblico Pastoral del Programa de Extensión de la Comunidad Teológica Evangélica de Chile. Más de treinta pastores, pastoras, laicos y laicas concluyeron su formación en este programa con la mención “Consejería, Acompañamiento y Orientación Pastoral”.
Esta primera versión del Diploma Bíblico Pastoral se realizó en conjunto con la Organización Social de Iglesias Evangélicas de Chile (OSECH), entidad que sirve a las iglesias especialmente en el ámbito del orden jurídico. Así mismo, fue relevante para la CTE de Chile contar en el grupo de estudiantes con pastores y pastoras inmigrantes que sirven a Dios en nuestro país, especialmente de Bolivia y Perú. El Decano de nuestra institución profesor Jaime Alarcón en el inicio de la ceremonia valoró la importancia de este Diploma Bíblico Pastoral, el cual promueve una capacitación de excelencia bíblica teológica al servicio de todas las iglesias evangélicas.
Uno de los objetivos cumplidos en este curso por el Programa de Extensión de la CTE de Chile, fue el de alcanzar a un importante grupo de pastores y pastoras de iglesias evangélicas de la zona poniente de Santiago, la mayoría de las cuales nunca habían cursado estudios teológicos, o bien, no conocían la Comunidad Teológica Evangélica de Chile. Valorando este aporte, el rector de la CTE destacó en la ceremonia de certificación “Como casa de estudios nos sentimos agradecidos de Dios por este grupo de pastores y pastoras que se formó en nuestras aulas en los que reconocemos su inmenso esfuerzo por ser parte de esta comunidad aportando con sus experiencias y tradiciones eclesiales al desarrollo de este curso”.
Entre los egresados hubo pastores que viajaban más de 80 kilómetros cada jornada para poder cumplir con el programa de estudios, entre ellos estaba el matrimonio del pastor Héctor Vera y la pastora Alejandra Aguilera, quienes son los encargados de OSECH en la Sexta Región. La pastora Aguilera señaló al final de la jornada “Estoy muy agradecida de Dios por este día, por haber podido cumplir con este anhelo de recibir tan buenos estudios, que por nuestra realidad no habíamos tenido la oportunidad de realizarlos, por eso agradezco a OSECH y a todos los profesores de la Comunidad Teológica por su entrega y apoyo”.
La segunda versión del Diploma Bíblico Pastoral tendrá lugar a partir del II Semestre de este año, comenzando sus clases el día sábado 27 de agosto a las 08:30 horas en nuestra Casa Central, Domeyko N° 1938.

Osech.002

musica

Devocional de término de semestre

En un ambiente de cordialidad y solemnidad se realizó en la casa central, el último devocional correspondiente al primer semestre 2016. Profesores, estudiantes y administrativos/as participaron activamente en este momento litúrgico.  

La reflexión estuvo basada en el Evangelio de Lucas 10, 1-12; 17-20, haciendo hincapié en la urgencia del llamado a sus discípulos, por parte de Jesús, en hacer partícipes a todos y todas de la buena noticia del reino de Dios. Este especial tiempo se concluyó con el sacramento de la Santa Cena, emotivo momento que fue presidido por los estudiantes del programa de Licenciatura: Miguel Ulloa y Oscar Espinoza, ambos pastores de la Iglesia Metodista de Chile.

La celebración contó además con un trío de estudiantes-músicos que dirigieron las alabanzas y la participación activa de quienes colaboraron en la realización de la liturgia.

oscarmiguel

grupo

 

Directorio

Reunión de Directorio

Con la totalidad de sus miembros, se reunió el día de hoy, el Directorio de la CTE de Chile. Entre las múltiples tareas fijadas para esta sesión, y bajo la dirección del presidente, obispo (H) Neftalí Aravena, se trataron temas en lo académico  y las proyecciones para el segundo semestre que se muestra con muchos desafíos. En lo administrativo-contable, se informó de los avances en infraestructura y control de presupuesto.

Damos gracias al Señor, por lo caminado y confiamos que Él nos acompañará en cada desafío.

obispo-pagura-

A los 92 años fallece obispo metodista Federico Pagura

«Bien, siervo bueno y fiel; en lo poco fuiste fiel, sobre mucho te pondré; entra en el gozo de tu señor» Mateo 25,23

El mundo ecuménico sufre una gran pérdida, hoy día, en medio de una gran mayoría del mundo evangélico chileno que se asume “antiecuménico”, es necesario retomar la senda de un cristianismo que busca incansablemente la unión entre todas las religiones. Este mundo creado por Dios, reclama la alabanza de las personas unidas en un solo mundo de hermanos y hermanas, que defiende los derechos y dignidad de la persona humana desde los valores del cristianismo, que reconoce dicha dignidad en otros credos. Solamente caminando juntos y juntas y en diálogo con las diferentes religiones podemos se legítimos contribuyentes a la cultura de la paz en el mundo.

Nuestras condolencias a la familia del obispo Pagura, a los hermanas y las hermanas de la Iglesia Evangélica Metodista Argentina.

El diario La Capital, destaca de la trayectoria del obispo Pagura:

“El obispo Pagura fue primero pastor y superintendente en varios lugares en la Iglesia Evangélica Metodista Argentina. Fue elegido obispo de Costa Rica y Panamá, residió en San José de Costa Rica entre 1969 y 1973. Volvió a Argentina y se asentó en Mendoza, donde fue «llamado al servicio» entre 1973 y 1977. Trabajó también al frente de la Comisión Evangélica Latinoamericana de Educación Cristiana y desde 1977 a 1989 y presidió el consejo de obispos de la Iglesia Metodista Argentina.
Aunque se retiró del ministerio activo en agosto de 1989, no deja de ejercer cargos de responsabilidad. Desde su constitución en 1978 en Oaxtepec, México, fue el primer presidente del Consejo Latinoamericano de Iglesias, junto con otros dos presidentes de Chile y Puerto Rico. Dejó su cargo en febrero de 1995 y fue nombrado miembro de la junta directiva del Instituto Vida y Paz, con sede en Uppsala (Suecia) hasta 1998. También dirigió la Comisión Misión Mundial y Evangelización del CMI.
En Argentina preside el Movimiento Ecuménico pro Derechos Humanos desde la dictadura militar.” 

(Extracto de http://www.lacapital.com.ar/fallecio-el-obispo-metodista-pagura-reconocido-defensor-los-derechos-humanos)

Jaime

Predicación del Prof. Jaime Alarcón: Sueños, esperanza y compromiso con la vida

Texto Base: Mateo 1,18-25
Prof. Jaime Alarcón V.

Sermón predicado en el culto de clausura y acción de gracias  por el año académico 2015
Sede Regional de Concepción.

Introducción
Soñar un mundo mejor, hoy día, resulta una misión imposible. La desesperanza de un mundo con sus utopías en crisis es cada día más intensa, debido a la imposición de un sólo sistema de vida globalizado, que prácticamente amenaza uniformizar culturalmente a toda la tierra. Más que a soñar, ahora, se nos invita a despertar a una realidad sin alma y a vivir sin sueños, para así disfrutar intensamente – como se pueda – de las bondades materiales del presente sistema consumista.

Sin la capacidad de soñar un mundo mejor, nos tornamos más infelices, más apagados, más angustiados. Una investigación realizada por una Escuela de Psicología, reveló que los chilenos, hoy día, son menos felices que los de épocas anteriores. ¡Hemos perdido la capacidad de soñar y nos hemos convertido en personas melancólicas, aburridas, angustiadas y con un fuerte sentimiento de frustración!

Quisiera que meditáramos en torno a un sueño, hecho realidad, un sueño soñado por todo un pueblo e incluso soñado por la mente de Dios, me refiero al nacimiento del niño-Dios, nacimiento que fue posible gracias al valor y decisión de José el carpintero, quién hizo la opción de ser el padre de “Jesucristo, nuestro Salvador.”

 
1.- El miedo e inseguridad de enfrentar los desafíos que nos presenta la vida

El ser humano, además de ser un “ser social”, se le puede definir como “un ser esperanzado”. Es a través de la esperanza que el ser humano es impulsado para abrir caminos en la vida y, así construir la historia.

Cuántas veces nos hemos hecho la pregunta: ¿para qué vivo? ¿Para qué trabajo? ¿Para qué estoy en este mundo? Y las respuestas a estas preguntas existenciales o, nos animan a vivir un vida intensa, o nos sumergen en la desesperación de no saber para qué vivimos.

Así como el ser humano tiene conciencia de que es un ser mortal, también tiene conciencia de vivir una vida que le reclama una trascendencia, que es una forma de vida que va más de allá de una vida narcisista (egoísta) y hedonista (placentera). La vida con sentido es una vida eminentemente relacional, centrada en Dios y en nuestro prójimo.

La cultura judía tradicionalmente se define como una ‘cultura patriarcal’. El rol del hombre como jefe y guardián familiar es socializado por las enseñanzas de la familia. Es decir, al hombre y la mujer se le enseñaba a vivir y pensar dentro de los cánones y valores permitidos por su sociedad. La deshonra del hombre y la mujer en esta cultura era procrear un hijo fuera de las normas del matrimonio. José junto a su prometida María, se confrontan con estas normas sociales, y con la ayuda de Dios deben buscar la solución para tan grave problema relacionada con el honor y la deshonra del hombre.

El evangelio de Mateo centra el nacimiento de Jesucristo en la óptica de José su padre y no en María, a diferencia del evangelio de Lucas.  Mateo está predicando a una iglesia judeo-cristiana y por esto presenta su evangelio desde una perspectiva patriarcal. Pero Mateo sutilmente se ríe de este patriarcado representado a través de los personajes principales, Jesús y José, quienes encarnan un modelo diferente de ser hombre, una masculinidad diferente. Emplea símbolos genealógicos que le ayudan a ‘historizar’ la fe en medio de una historia de desesperanza de su pueblo. La genealogía del capítulo 1:1-17  comienza con la promesa a Abraham y termina finalmente en Jesucristo, también hijo de Abraham, pero Jesús es el nuevo modelo de  humanidad, y también un nuevo modelo de masculinidad.

El hecho social es que José estaba comprometido en matrimonio con la joven María, acontecimiento que marca definitivamente su paso a la etapa de adultos a los 12 años de edad. Pero los acontecimientos programados de la vida, son interrumpidos por una noticia inesperada para el joven José. María su prometida está embarazada y el padre de la criatura es alguien desconocido. Según la joven María está embarazada del Espíritu Santo, sin embargo, José no está convencido de esto y siente la deshonra que le restringe su vida. Esta información nos lleva a un nuevo escenario, pasa de la descripción histórica y social al terreno de la fe, del honor y de las emociones. En las manos de José está el futuro de la realización del plan salvífico de Dios, de sus decisiones y acciones dependerá el éxito o fracaso del plan salvífico.

El texto nos dice que el joven José era ‘justo’. Habría que añadirle las cualidades de misericordioso y protector, pues, él ama realmente a María y no desea denunciar su aparente infidelidad, y romper definitivamente su compromiso con ella. José tenía dos alternativas: Una, actuar de acuerdo con los valores socializados de la ‘masculinidad hegemónica’ de su época, denunciando a María por infidelidad, aplicándosele a ella la pena de muerte por adulterio, salvando así el hombre su honor (Cf. Lv 20,10). La segunda opción, dejarla y enfrentar la deshonra. Es por eso que había tomado la decisión de dejarla secretamente. Tal vez José había pensado emigrar, o mejor dicho huir, a otra región de Palestina, para no cumplir con su compromiso de matrimonio y, así, evitar la vergüenza social (deshonra) en medio de su familia y conciudadanos.

El texto refleja un gran miedo por parte de José, miedo a la crítica de su entorno social, miedo a su ira de macho traicionado que generaría la violencia al enfrentar a una mujer aparentemente infiel, miedo a tener que reconocer a un niño que biológicamente no es suyo. Para José su futuro se había acabado, él solo veía desesperanza y angustia ¿Cuántas veces nos hemos sentido así como José? Sentir que nuestro futuro se hace negro, sentir la angustia del temor que nos impide enfrentar nuestros problemas con la cabeza fría y con fe. La solución para estos temores y angustias no está en el plano racional y la autosuficiencia humana, la solución está en la fe y la esperanza.

Según las enseñanzas del psiquiatra Víctor Frankl, cuando los valores trascendentes de la vida (Valores creadores; valores vivenciales; valores de actitud) se ven amenazados, las personas se abandonan al sin sentido y a la muerte[1]. José como carpintero estaba, por su oficio, obligado a interactuar con mucha gente para contratar sus servicios, al sufrir esta deshonra su trabajo seria afectado seriamente, pues, nadie contrataría los servicios de un hombre sin honra, es decir, aquí los valores creadores y vivenciales estaban seriamente afectados.

¿Tendrá José fe para enfrentar la vida desde una nueva perspectiva, desde la esperanza? Sabemos que José, humanamente, había optado por el suicidio social, ‘emigrar’ a otras tierras donde nadie lo conociera para ‘sobrevivir’. Sin embargo, Dios no permitiría esto, y se comunica con el angustiado José para comunicarle sus propósitos y devolverle la esperanza.

Pero un sueño va a transformar su derrota en victoria, para qué huir si puede reconocer a ese niño como su hijo, para que huir si él puede criar a un niño no como a un simple infante hijo de su época, sino que puede hacer de él todo un salvador, todo un libertador (Yoshua). Jesús será reconocido como el carpintero, el oficio de su padre. El Evangelio de Mateo centra la genealogía de Jesús, bajo la línea davídica, siendo José un eslabón importantísimo en esta cadena que relaciona a Jesús con el reinado.

Este sueño de liberación era un sueño antiguo en la historia de Israel, ya lo había soñado el profeta Isaías (Is 7,14) ochocientos años antes, y en todos estos siglos se había anhelado una libertad que nunca Israel pudo gozar por las circunstancias históricas opresivas de su entorno.

José había vivido estas circunstancias opresivas bajo el Imperio Romano, y ahora este niño abre los caminos de esperanza, que el peso de los siglos y las circunstancias históricas habían sepultado. Ahora él como carpintero, hombre asalariado puede ver la vida adversa de su época, con ojos de esperanza, con ojos de liberación.

Y despertó e hizo como el sueño le indicó, ahora despierto, consciente de su realidad decide hacer concreto, histórico su sueño. Y acepta al niño y a María, su madre, para ahora ser él el padre no sólo de un niño; sino el padre y forjador del carácter de un libertador (Yoshua).

 2.- La muerte social o la vivencia de los valores trascendentes

¿Cuáles son nuestros sueños? ¿Están ellos relacionados solamente con nuestro bienestar individual? ¿Cómo, a través de lo que soy, los demás que me rodean están involucrados? Estas y otras más, son interrogantes muy importantes de responderse al buscar un sentido a nuestras vidas. Recordemos que Jesús nos enseña en los evangelios que: “más bienaventurado es dar que recibir”. Esto significa que la felicidad la encontramos cuando nos atrevemos a salir de nuestro individualismo para encontrarnos con nuestro prójimo, el que también es “imagen y semejanza de Dios”.

El ángel del Señor le habló en sueños a José, ‘no tengas miedo…’. Hay un gran problema, una gran dificultad enfrente de ti, pero sé valiente Dios está contigo. El sueño de José lo hace recuperar la memoria histórica de su pueblo, memoria acuñada durante siglos de desesperanza y aflicción. Ya el profeta Isaías lo había anunciado: El Emmanuel – Dios con nosotros – vendrá a traernos paz, consuelo, fortaleza y esperanza (Cf. Is 7,14).

El sueño de José se hizo un sueño colectivo, y los sueños colectivos son peligrosos para todo sistema, así como nos dice el poeta:

“Sueños soñados solo, son sólo sueños;
Sueños soñados juntos, se hacen una realidad”.

José se aferró a la esperanza mesiánica de su pueblo y despertó con fe y decisión para hacer la voluntad de Dios.  No pidió explicaciones a María para saber quién era el padre de la criatura, sino que simplemente lo aceptó como a su propio hijo, pues en el niño está la esperanza de ver renacer la libertad personal y colectiva de todo su pueblo. De esta manera, José recuperó la esperanza, a través de la apropiación de ‘valores de actitudes’, que le hacen darle sentido a su dolor. Ya no le importa, ni le hiere la crítica de su sociedad, su dolor es soportable porque sirve a un propósito mayor, él será el forjador del espíritu, la personalidad y el carácter del futuro Mesías, que con su vida redimirá a toda la creación.

José es el símbolo de un nuevo hombre, de una nueva masculinidad porque no actuó guiado por sus celos de novio engañado, no actúa guiado por su ‘honor de macho herido’, no actúa por su egoísmo de un amor mal comprendido que sólo busca satisfacerse a sí mismo. José, por la fe, se aferra a la esperanza de su pueblo. Un niño vendrá y el Mesías irrumpirá a través de él.

3.- La Vida con Sentido en el Amor

Nuestros sueños solo tienen un sentido constructivo, en la medida que nos impulsen a construir una vida de servicio hacia los demás, solamente en esa dirección vamos a construir una vida inmensamente feliz. No estoy diciendo que el éxito económico de la vida, es lo que me produce felicidad, tener éxito económico no es sinónimo de felicidad.

Cuando Dios me usa para ser una agente de cambio, de liberación y de sanidad para otros y otras, entonces mi vida tiene y adquiere un sentido trascendente para mí. Mi espiritualidad y mi felicidad es una dimensión de vida eminentemente relacional en dependencia de Dios y de mi prójimo.

Una vida individualista me conduce por un camino de deshumanización, el cual solamente me va a proporcionar infelicidad y soledad. Y las enseñanzas de Jesús en los Evangelios, me conducen por el camino correcto, por el camino del encuentro y servicio diacónico con mi prójimo. “Yo he venido para que tengan vida, y vida en abundancia”.

A una persona que vive en medio de una sociedad con fuertes crisis de esperanza, no le queda otra salida que refugiarse en valores superficiales los que generalmente están asociados con el materialismo, el consumismo y un exacerbado individualismo. Valores que la propia sociedad establece como norma para alcanzar un estatus social y un reconocimiento. Todos reconocemos que vivimos en medio de una sociedad con una fuerte crisis de valores, el hedonismo nos impulsa a buscar el placer como un valor intransable, que se debe lograr a como dé lugar.

Ante lo expuesto anteriormente, la Biblia nos enseña los valores trascendentes que nos devuelven el verdadero sentido de la vida. Así como José fue capaz, con la ayuda de Dios, de transformar su realidad adversa que lo destruía en la deshonra en medio de una cultura machista y patriarcal, descubre en Dios la esperanza de darle a su dolor un sentido trascendente. Sus vecinos y conocidos, su familia, igual se reirían y burlarían de él, pero ya ese dolor no importaba, pues, su misión en la vida era ser el formador y forjador del carácter del Mesías que redimiría al mundo y a la creación.

Conclusión

Estamos terminando un año académico, y ustedes hermanos y hermanas que egresan y se titulan, hoy día, terminan un sueño hecho realidad. No eligieron una carrera que les va a prodigar riquezas materiales, eligieron una carrera que les llevará a anunciar y alimentar la esperanza en un mundo de desesperanzados, eligieron sanar a los heridos por la frustración de un sistema económico sin alma, eligieron liberar a los oprimidos por un sistema consumista que somete a la esclavitud a las personas por las deudas. Eligieron defender la vida en medio de un mundo que sólo sabe de muerte. Así como José ustedes decidieron darle un sentido trascendente a sus vidas, a través de la fe. Y en la medida que permanezcan fieles a sus principios, sus vidas experimentarán la felicidad que solamente Jesucristo sabe dar. ¡Que Dios les bendiga! Amén.

[1] Víctor E. Frankl. En Busca de sentido, p.27.

006

Culto de acción de gracias y clausura del año académico 2015, en la sede regional de Concepción

El pasado sábado 19 de diciembre, la Comunidad Teológica Evangélica de Chile, realizó su Culto de clausura y acción de gracias correspondiente al año 2015 en su Sede Regional de Concepción. El culto contó con una muy buena asistencia de docentes, hermanos/as, amigo/as y alumnos/as de diferentes ciudades de la Octava Región, junto a quienes finalizaban su proceso de estudios teológicos.

El acto de cierre anual fue presidido por el nuevo decano de Concepción, el profesor y pastor luterano, señor Carlos Caamaño, quien fue instalado en esta ceremonia como encargado académico y administrativo de esta sede. La ceremonia contó con la asistencia de todo el equipo académico de la CTE, encabezado por su Rector, profesor Daniel Godoy,  quien fue acompañado por el Decano de la Casa Central, profesor Jaime Alarcón; el Secretario del Programa de Extensión, profesor Héctor Hormazábal y el Administrador de la CTE, señor Camilo Gaete. La coordinación del culto estuvo a cargo de la estudiante de la Comunidad y vicaria de la Iglesia Evangélica Luterana, Mariela Sufán Inal.

La ceremonia de egreso resultó muy emotiva y en cierta manera representativa de la región, ya que hubo alumnos/as de las ciudades de Concepcion, Coronel, Curanilahue y Cañete. Destacamos, a  modo de ejemplo, los seis alumnos de la Provincia de Arauco, quienes comenzaron el año 2012 en el Programa de Extensión en la ciudad de Cañete con sus estudios de Diploma en Teología. Luego, después de una larga y compleja caminata, pudieron llegar a la meta de cumplir con su Bachillerato en Teología. Este programa demandó un gran servicio de parte de la CTE, que cada sábado, por cuatro años consecutivos, envío profesores desde Santiago y Concepción para atender a este grupo de hermanos y hermanas.

Junto a estos alumnos y alumnas, también fue muy hermoso participar de la titulación y egreso  de estudiantes de la sede de Concepción quienes cumplieron con el objetivo propuesto hace años cuando ingresaron a nuestras aulas. Entre estos, destacamos a la alumna Pascuala Carrera quien, cumpliendo con su ensayo final, se tituló como Bachiller en Teología.  Además en esta oportunidad, recibieron su Diploma en Estudios Bíblicos doce alumnos de la ciudad de Coronel, quienes comenzaron en agosto del 2014, cuyo grupo fue encabezado por el Obispo Rodrigo Álvarez, junto a pastores y pastoras de la Corporación Evangélica. Este curso se desarrolló de manera exclusiva en Coronel, hasta donde llegaban nuestros docentes cada sábado para cumplir con la cobertura curricular de la malla del DEB.

El sermón del culto de clausura y acción de gracias, estuvo a cargo del Decano, profesor Jaime Alarcón quien, a partir del relato de la anunciación en el Evangelio de Lucas, invitó a los asistentes a renovar su esperanza y compromiso con la enseñanza teológica, invitándoles a compartir las Buenas Nuevas del Evangelio a una sociedad agotada y estresada por las dinámicas propias del neoliberalismo.

El día concluyó con un ágape comunitario preparado por alumnos/as, administrativos/as y el decano de la sede regional.

001 009

Obispo Hellmut Gnadt

Rev. Hellmut Gnadt Vitalis, fue llamado a la casa del Padre

«¡Bien, buen siervo y fiel!; sobre poco has sido fiel, sobre mucho te pondré; entra en el gozo de tu señor» (Mt 25,23).

Con dolor comunicamos que el día de hoy, martes 27 de octubre de 2015, en su hogar, rodeado del cariño de su esposa María, su compañera de muchos años, partió al encuentro del Padre el Reverendo Hellmut Gnadt Vitalis, Obispo (H) de la Iglesia Metodista de Chile.

Gran parte de los 86 años de vida del Obispo (H) Gnadt, fueron dedicados a la obra del Señor. Fue pastor de varias congregaciones, en Puerto Montt, Valdivia, Temuco, Villarrica, Pitrufquén, Providencia, La Reconciliación y en la Primera Iglesia de Iquique. Fue Obispo de la IMECH entre 1989 a 1992. Por dos períodos se desempeñó como rector de la Comunidad Teológica Evangélica de Chile y realizó diversas tareas y/o funciones en su fructífera vida al servicio del evangelio.

Sean nuestras palabras de afecto y consuelo a la hermana María Olivares, a sus hijas e hijo, familia, a la Iglesia Metodista de Chile, los hermanos y hermanas que compartieron con él y a nuestra propia Comunidad Teológica.

Invitación CMI-CTE

CTE de Chile y el CMI, invitan

a participar de un diálogo-foro sobre la educación teológica en Chile y sus proyecciones en el continente.

  • Expositores: Rev. Olav Fykse Tveit, Secretario General del Consejo Mundial de Iglesias; profesor Dr. Daniel Godoy, rector de la Comunidad Teológica y el Prof. Mg. Jaime Alarcón, decano de la CTE y profesor de Sagrada Escritura.

En esta oportunidad contaremos, además de la participación del Rev. Olav Fykse Tveit, con una delegación de hermanos/as de otros países.

Esta actividad se realizará el día 28 de agosto, en Domeyko 1938, 3er piso, a las 18.00 horas.

Al terminar la actividad, compartiremos un café y aprovecharemos para saludarnos con los asistentes.

¡¡Les esperamos!!

Invitación

Directorio y decanos

Reunión de Directorio ampliada

En las dependencias de nuestra casa de estudios, se realiza la primera reunión del Directorio con sus nuevos integrantes, Rev. Pedro Zavala, vicepresidente y Rev. Hugo Núñez, secretario. En esta oportunidad, además de los integrantes del Directorio y el rector, participan los decanos de Santiago y Concepción, profesores Jaime Alarcón y Carlos Caamaño, respectivamente.

Entre las varias materias a tratar sobre la marcha y proyección de la CTE, se busca dialogar la senda a seguir en el marco del recientemente firmado convenio con la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, que reconoce  los Grados de a) Licenciado/a en estudios teológicos, bíblicos y diálogo ecuménico; y b) Bachiller en estudios teológicos, bíblicos y diálogo ecuménico. La implementación y desarrollo de esta nueva etapa, nos desafía como casa académica y nos nutre, a la vez, de nuevas fuerzas para avanzar en la concreción de este sueño largamente deseado.

Confiamos al Señor los planes, proyectos, sueños.

Decanosy rector